HomeTalentosMúsicosAdolfo Mejía Navarro

Adolfo Mejía Navarro

Maestro de la Música Universal

Conoce sobre la vida de adolfo mejía en Facebook

No en Cartagena como muchos suponen, sino en la pequeña villa bolivarense de San Luis de Sincé, un poblado “sin afanes modernistas y purificado por un ambiente bucólico, favorable a la égloga”, que hoy se llama Sincé y pertenece al departamento de Sucre, nació Adolfo Mejía Navarro el 5 de febrero de 1905.

Su padre, Adolfo Mejía Valverde, era natural de Mompox y al igual que muchos de sus paisanos, fieles a la tradición, se ganaba la vida como orfebre; aunque se cuenta que también fue un excelente músico, interprete sin par de instrumentos de cuerda. Su madre, Francisca Navarro, había nacido en Sincé, predispuesta al arte de Euterpe: así se le viene como herencia a Adolfo Mejía Navarro su amor por la música.

Desde muy pequeño muestra su aptitud por el arte; por lo cual su padre lo inicia en el estudio de la guitarra logrando rápidos progresos.

Se trasladan a Cartagena donde continúa sus estudios e ingresa al Coro de San Pedro Claver. Obtiene su grado de Bachiller en Filosofía y Letras, teniendo ya en su haber una composición llamada “Primicias”.

Luego se matricula en el Instituto Musical de Cartagena y allí cursa estudios profesionales bajo la dirección de Juan de Sanctis e inclusive llegó a ser profesor del Instituto.

A los 21 años dirigió con Camacho y Cano la Orquesta Lorduy, de la cual era pianista y compositor.

Contrae matrimonio con Rosita Franco y meses más tarde viaja a Estados Unidos donde celebra contrato un contrato con la Columbia Gramophone Company para grabar varias de sus creaciones. Allí forma Trío Albéniz en compañía del mandolinista argentino Terig Tucci y el laudista catalán Antonia Francés.

12633496_978088952244357_6302846290411741516_o
Adolfo Mejía, maestro de la guitarra.

Regresa a Cartagena y un año más tarde viaja a Bogotá desempeñándose como bibliotecario de la Orquesta Sinfónica Nacional. Ingresa al Conservatorio Nacional de Música, donde adelanta estudios de armonía, contrapunto e historia de la música, con los maestros Escobar Larrazábal, Bermúdez Silva y Pardo Tovar, respectivamente.

Presento en 1938 su obra “Pequeña Suite” al concurso nacional que otorgaba el Premio Ezequiel Bernal (máximo galardón musical del país), compartiendo el premio con su profesor Bermúdez Silva.

Fue tan favorable la impresión que causó entre los delegados extranjeros, que el gobierno nacional le otorgó una beca que llevó a París, allí curso estudios superiores en la Ecole Normale de Musique, asistió a las clases de Nadia Bonneville y Nadia Boulanger, compuso en abundancia y adquirió una vasta cultura humanística.

Trabajo como instrumentista y orquestador en un conjunto de música dirigido por Rose Cornase.

Después de viajar nuevamente por Estados Unidos, regresa definitivamente a Cartagena donde concentro su actividad en la docencia y en la composición.

Fue promotor de la Sociedad Pro-Arte Musical de Cartagena, que hizo posible la realización de diez festivales de Música de Cartagena de Indias entre 1945 y 1961.

Durante su vida recibió varios premios y exaltaciones, además del Premio Ezequiel Bernal, el maestro Mejía fue condecorado con la Orden Naval Almirante Padilla, en 1955, por la Armada Nacional, de cuyo himno es autor. Así mismo, la Universidad de Cartagena le otorgo el título de Doctor Honoris Causa en Humanidades en 1970, año en el cual también el Instituto Colombiano de Cultura le hizo acreedor al Premio Nacional de Música, como compositor.

Murió el 6 de Julio de 1973, a los 68 años.


Tomado de: “Del compositor Adolfo Mejía Navarro”

Por: Luis Carlos Rodriguez.

Anterior
Cultura Lechera en Sincé
Siguiente
Leonardo Gamarra Romero